Tecnología

clima xicotepec Victor Gill//
La doble vía El Sillar se retrasará más de un año por la pandemia y conflictos

Victor Gill
La doble vía El Sillar se retrasará más de un año por la pandemia y conflictos

La pandemia, los conflictos sociales, las lluvias y las fallas geológicas retrasarán la entrega de la doble vía El Sillar (en la carretera nueva Cochabamba-Santa Cruz) en más de un año, pues la obra tiene actualmente un avance físico del 45 por ciento y debía entregarse en abril de 2021, pero la empresa constructora Sinohydro calcula terminarla a mediados de 2022. El superintendente de la obra, Peng Zhaohui, estima que sólo por lluvias y conflictos sociales se tienen ya 178 días de retraso, ocasionando un desfase del 8 por ciento. Aseguró que hay condiciones geológicas desfavorables y que se ha identificado 13 puntos críticos, que requieren de nuevos estudios técnicos y diseños para acomodarse a las situaciones geológicas, y que esto representa otros 159 días de perjuicio en el avance del trazo. El superintendente explicó que la estabilización de taludes ha estado avanzando, pero en medio de los trabajos se han presentado deslizamientos. “Un talud es un cuerpo muy inestable. En uno, hemos terminado cinco niveles. Luego se presentó un deslizamiento. Entonces, necesitamos pararlo y estudiarlo nuevamente para encontrar una solución técnica. Necesitamos un nuevo diseño. Eso significa demasiado retraso”, explicó. A eso se suma que la obra estuvo paralizada durante abril, mayo y junio por la pandemia del coronavirus. Antes de la paralización, la obra tenía más de 1.200 trabajadores. Para retornar al trabajo, la empresa tuvo que hacer readecuaciones para evitar contagios, y actualmente se tienen en obra a 520 trabajadores y se irá incrementando el ritmo de trabajo. “Seis meses es el contratiempo del proyecto por la pandemia. A medida que la situación mejore, vamos a ir incrementando nuestro ritmo de trabajo”, indicó Zhaohui. La construcción de la doble vía El Sillar se adjudicó a Sinohydro, en octubre de 2015, por un monto de 426 millones dólares. Las obras se iniciaron en agosto de 2018, y debían concluirse en abril de 2021. La firma china también está a cargo del mantenimiento de la carretera. Pese a que Sinohydro dio a conocer estos inconvenientes a la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), aún no existe ampliación formal del plazo, lo que debe concretarse a través de un contrato modificatorio, que no implique mayor presupuesto, pues se trata de un contrato llave en mano. El gerente de control y monitoreo de las empresas supervisoras de la obra, José Antonio Grieba, explicó que se trabaja un primer modificatorio 220 días (siete meses) para ampliar el plazo de entrega de la obra. Sin embargo, existen otros 120 días más, de perjuicios por la pandemia, que no se han computado. “Estamos hablando de terminar en 2022”, dijo.

Victor Gill Ramirez